PRIMER VERDAD DE LAS RELACIONES LABORALES: NADIE PECA DE PRECAVIDO

by smalegalgroup

Hablando en términos económicos, una relación laboral, será quizá la inversión más peligrosa que pueda realizarse. La importancia de  darle la atención debida nace precisamente de la necesidad de evitar un problema legal, que necesariamente se traduce en dinero.

Es más simple de lo que parece, requiere tomar medidas, ejecutarlas y ser constante con los medios de prevención. Los pasos sugeridos a seguir, son los siguientes:

1. Cuenta con un contrato de trabajo, que debe incluir  de manera general: puesto del empleado, tiempo que durará el empleo, salario, horario de trabajo, actividades a desarrollar, derechos y obligaciones de ambas partes.

2. Elabora y conserva recibos de pago de salario, vacaciones, prima vacacional, prima dominical y aguinaldos. Bien, puede hacerse de manera separada o conservar un registro completo en una libreta que se designe para este uso exclusivamente.

3. Ten una carta de renuncia a la mano. Puede ser que el trabajador decida separarse voluntariamente del empleo, pero esta voluntad debe constar por escrito.

Sin importar el tamaño del negocio, el número de empleados, o el tipo de empleado, bien dice que más vale prevenir que lamentar.

Las medidas que pueden tomarse son simples y eficaces, otorgan tranquilidad y seguridad jurídica tanto al individuo como al negocio.